Campaña Voluntariado 2019

Campaña Voluntariado 2019

 

En cada uno de los peregrinos el Camino de Santiago imprime una huella distinta. La espiritualidad del Camino envuelva a cada caminante y lo transforma interiormente de forma que esta experiencia les convierte en personas nuevas. Aunque esto se da con distinta intensidad en cada caso, todos los peregrinos a su llegada a Santiago manifiestan una profunda alegría e incluso muchos desean entonces comprometerse con el Camino. Una de las posibilidades para devolver a la peregrinación jacobea aquello que le ha aportado es colaborar como voluntario en la acogida a otros peregrinos. ACC ofrece la posibilidad de llevar a cabo un voluntariado en torno al Camino de Santiago.

¿Quién puede ser voluntario de ACC?

Cualquier persona de España o de otro país del mundo que haya hecho el Camino de Santiago y quiera ayudar a otros peregrinos acogiéndolos cristianamente. De forma que el único requisito es la voluntariedad y el conocimiento del fenómeno jacobeo.

¿Dónde puedo colaborar como voluntario?

ACC ofrece la posibilidad de ser voluntario en una serie de albergues en los que se practica la acogida cristiana y también en la Oficina del Peregrino de la Catedral de Santiago dando la bienvenida y expidiendo la Compostela para los peregrinos.

¿Qué trabajo hace un voluntario en un albergue ACC?

Recibir al peregrino, asignarle una cama, explicar el funcionamiento del lugar y estar a su disposición para las necesidades en las que le pueda ayudar. En todo caso una vez concretado el lugar al que el voluntario iría se especificaría las funciones concretas del voluntario en ese albergue. Ten en cuenta que en función de la capacidad de cada albergue se pueden necesitar más de una persona. Aquí puedes ver cuáles son los albergues en los que actualmente hay voluntarios de ACC.

¿Y en la Oficina del Peregrino?

En la Oficina del Peregrino los voluntarios son los encargados de estampar en la credencial el sello de la Catedral, escribir el nombre del peregrino en la Compostela, informar de los horarios de las misas y oraciones, y sobre todo, acoger cordialmente al peregrino.

¿Cuánto tiempo dura el voluntariado?

El voluntariado se organiza en periodos de quince días. Al voluntario se le asigna un día de llegada y uno de salida y tiene que viajar al lugar del voluntariado por sus propios medios. Mira este cuadro para ver cómo están organizadas las quincenas para 2019.

 

¿Y el alojamiento?

A los voluntarios se les facilita un alojamiento en los propios albergues. En el caso de los que trabajen en la Oficina del Peregrino la Catedral cuenta con unas habitaciones a disposición de quienes trabajan como voluntarios.

¿Qué más debo saber?

Trabajar como voluntario en ACC te permitirá acompañar a los peregrinos, a veces reír con ellos, en alguna ocasión consolarles y prácticamente siempre darles ánimo. Es una experiencia muy enriquecedora que te permitirá realizarte ayudando a los demás. Si piensas que la idea de ser voluntario en un albergue o en la Oficina del Peregrino te puede apetecer, puedes contactar con nosotros para solventar cualquier duda que tengas.

Me interesa ser voluntario ¿Qué hago ahora?

Escríbenos un correo electrónico (info@acogidacristianaenelcamino.es) , dinos si te gustaría ser voluntario en un albergue o en la Oficina y también en qué quincena estarías disponible. Necesitamos así mismo que en ese correo nos envíes tu currículum con los idiomas que hablas y una fotografía reciente. Nosotros tenemos que coordinar centenares de solicitudes por lo que escríbenos cuanto antes.

 

30 años después la memoria de San Juan Pablo II sigue viva en el Monte do Gozo

30 años después la memoria de San Juan Pablo II sigue viva en el Monte do Gozo

En este 2019 que estrenamos, se cumplen 30 años de uno de los hitos históricos en la peregrinación a Santiago de Compostela: la celebración de la Jornada Mundial de la Juventud de 1989 en el Monte do Gozo. Este encuentro de jóvenes, que fue el tercero fuera de Roma, estuvo presidido por el Papa San Juan Pablo II quien con su presencia señaló e impulsó el Camino de Santiago: “Para nosotros, igual que para los peregrinos que nos han precedido en épocas pasadas, este camino expresa un profundo espíritu de conversiónUn deseo de volver a Dios. Un camino de purificación y de penitencia, de renovación y de reconciliación.” Las palabras que el Papa polaco pronunció en la Vigilia del Monte do Gozo hace 30 años siguen convocando a infinidad de cristianos, ya no solo de Europa sino de todo el planeta a peregrinar a Santiago donde la tradición jacobea se convierte en un marco inmejorable para la búsqueda de Dios y en la que Él sale al encuentro de los peregrinos.

En las pendientes del Monte do Gozo se reunieron miles de jóvenes venidos de todo el mundo para celebrar aquella JMJ en el ocaso del siglo XX.  “Somos los jóvenes del 2000” proclamaba el himno de aquel encuentro que entonaron para saludar al Papa. Entre toda aquella muchedumbre asistió también un diácono compatriota del Papa, Román Wcislo Koszulinski. Había llegado a España pocas semanas antes a pasar unos meses con la comunidad de sacerdotes de La Saleta y sin tenerlo previsto y por sorpresa tuvo la alegría de participar en aquel encuentro con Juan Pablo II.

Después de aquella JMJ de 1989 y con la vista puesta en el año santo Xacobeo de 1993, las instituciones públicas gallegas construyeron en el Monte do Gozo un complejo para la estancia de peregrinos y visitantes: el albergue de la Xunta, las equipaciones hoteleras, la estatua a los peregrinos, el monumento a Juan Pablo II y el otro albergue que le fue dedicado en vida al Papa. Cuando el edificio estaba proyectado, el presidente de la Xunta, Don Manuel Fraga se fue al Vaticano con la maqueta, la puso sobre la mesa del Papa y le dijo “Su Santidad, esto es suyo”.

En una primera etapa que duró hasta 1999 este edificio estuvo atendido por una comunidad de monjas y en él se hospedaban peregrinaciones organizadas por parroquias o diócesis. En 2002 el arzobispado confió la gestión de esta casa a la comunidad de sacerdotes de la Saleta y en 2005 el Padre Román asumió la responsabilidad de dirigirlo. Entonces, el crecimiento del número de peregrinos que año a año experimentaba el camino animó al Padre Román a impulsar el centro como albergue para los peregrinos de mochila, como él los denomina. Así creó el primer y hasta ahora único albergue de donativo en Santiago de Compostela y en el que la acogida cristiana es la seña de identidad. Lo que el Padre Román jamás pensó cuando hace 30 años escuchó al Papa en el Monte do Gozo, es que unos años después sería el responsable de dirigir el Centro Internacional de Peregrinaciones Juan Pablo II que se erigiría en ese mismo lugar. “Ni se me pasó por la cabeza que años después llevaría en Monte do Gozo la casa con su nombre” relata ahora el sacerdote polaco.

El albergue se encuentra en una ladera del montículo, a escasos 300 metros de la ermita de San Marcos y la estatua del Papa. El entorno natural y la abundancia de espacio verde en torno a los pabellones lo convierten en un lugar muy tranquilo y agradable. Existe la posibilidad de alojarse en las literas, cuyo precio es un donativo pero también existen unas habitaciones más confortables con un precio establecido. Además cuenta con una cafetería-restaurante también muy asequible para los peregrinos. Desde 2010 voluntarios de la Asociación de amigos del Camino de Santiago de Polonia colaboran en el periodo de Abril-Octubre con el Padre Román quien observa que “los peregrinos valoran el ambiente familiar de este albergue que es llevado por voluntarios”.

Dentro del mismo recinto se levanta también una moderna Capilla dedicada, como no podría ser de otra forma, a San Juan Pablo II. La naturaleza religiosa de este albergue no impide que se deje de acoger a nadie. “No preguntamos a los peregrinos si son creyentes o no” afirma el Padre Román “Pero es verdad que muchos peregrinos deciden pernoctar más de un día porque nuestro albergue les resulta muy cómodo por el entorno natural, el espacio para la oración y la capilla”. Así, no son pocos los peregrinos que viven unos días de reflexión interior en este albergue tras la intensa experiencia de caminar y la disponibilidad de un sacerdote para la escucha les resulta una bendición. Al año llegan a pasar en torno a 5.000 peregrinos y un total de 11.000 pernoctaciones.

El Padre Román, que también es párroco en algunas aldeas próximas, reconoce que la acogida a los peregrinos es una parte de la pastoral muy bonita y muy satisfactoria. “Aquí atendemos a los peregrinos en todos los sentidos, desde lo más esencial ofreciéndoles comida y la cama hasta a las necesidades más profundas; porque recibimos a muchos peregrinos con preguntas, inquietudes y lo manifiestan. Cuando se enteran de que hay un sacerdote quieren hablar y también confesarse. Eso ocurre a diario y de ahí veo la importancia de la necesidad de los sacerdotes en el camino”.

La presencia de la Iglesia, de los sacerdotes y laicos en el camino es necesaria también para preservar el sentido genuino de la peregrinación, en la que la caridad evangélica es fundamental. El Padre Román nos relata lo ocurrido en Octubre cuando el camino se vio afectado por una oleada de robos perpetrados por una pareja que fue detenida por las autoridades. A la oficina de turismo llegó una peregrina extranjera a quién le habían hurtado todo y que entonces carecía de recursos para poder pernoctar incluso aquella misma noche. Las empleadas de la oficina de turismo trataron de buscarle un alojamiento en la ciudad de Santiago sin éxito hasta que recurrieron al albergue de Juan Pablo II a donde las mismas trabajadoras la llevaron en su coche particular y donde la peregrina fue acogida hasta que pudo reponerse de aquel imprevisto.

La memoria de San Juan Pablo II se mantiene viva en el Monte do Gozo y el eco de su mensaje a los jóvenes de 1989 llamando a construir un mundo más justo que no dé la espalda a Dios resuena en el Centro de Peregrinaciones que con el nombre del Papa polaco acoge, sirve y escucha a los peregrinos en el final de su camino a Compostela.

 

Video de la Misa de clausura de la JMJ de Santiago de Compostela de 1989 en el Monte do Gozo https://www.youtube.com/watch?v=BrXHWVoaCg0

Video Espectáculo musical en el Monte del Gozo con Juan Pablo II (Santiago de Compostela) http://www.rtve.es/alacarta/videos/programas-y-concursos-en-el-archivo-de-rtve/juan-pablo-ii-espana-espectaculo-musical-monte-del-gozo-santiago-compostela/3514060/

Texto del mensaje del Santo Padre Juan Pablo II en la Vigilia el 19 de Agosto de 1989 https://w2.vatican.va/content/john-paul-ii/es/speeches/1989/august/documents/hf_jp_spe_19890819_santiago-vespri.html

“Habéis llegado de la mejor manera que se puede llegar a Santiago…”

“Habéis llegado de la mejor manera que se puede llegar a Santiago…”

A las puertas de la ciudad de Santiago con la ilusión de alcanzar la meta de la peregrinación, el programa Peregrinus acoge todos los veranos dando la bienvenida con estas palabras. Y es que tan importante es cuidar el camino en todos los detalles, como en su llegada a la ciudad que custodia los restos del Apóstol. Llegada en la que muchos peregrinos se pierden, no sólo físicamente, sino también en el ámbito más interno, una vez alcanzada la meta de la peregrinación.

¿Qué es Peregrinus? Es un Programa Ignaciano de Acogida a los peregrinos a su llegada a Santiago de Compostela. Está coordinado por la Compañía de Jesús durante todo el año, pero especialmente en verano, y en íntima colaboración con los distintos programas y actividades que se coordinan desde la Fundación Acogida Cristiana en los Caminos, vinculada con la Catedral y con la Diócesis de Santiago.

Peregrinus nació hace cuatro años con el deseo de ofrecer algunos elementos e instrumentos para que el peregrino que venga solo, en pareja o en grupo, al llegar a Santiago pueda reposar la experiencia vivida, pueda compartirla, orarla y discernir cómo llevar lo vivido en el camino a su vida cotidiana.

En el inicio de Peregrinus, los primeros meses, hicimos un pequeño trabajo de campo: muchas horas en la Plaza del Obradoiro contemplando como llegaban los peregrinos, qué decían, qué preguntaban, qué necesitaban. Y especialmente conversando con ellos para discernir qué servicios e instrumentos podíamos ofrecer.

Así descubrimos dos necesidades básicas no del todo cubiertas en la ciudad: espacios donde poder rezar con tranquilidad, porque la Catedral, sobre todo en los meses de mayor afluencia de peregrinos y turistas, se convierte en un lugar con poca paz, y muchas de las iglesias de Santiago, llevadas por un clero muy anciano, no están abiertas durante el día. Y en segundo lugar, alguna persona disponible para poder hablar personalmente sobre la experiencia vivida y que les diera claves para llevar su experiencia y lo aprendido a la vida cotidiana. Las dos cosas nos parecieron que podían estar al alcance de la mano y que encajaban muy bien en la misión de la Compañía.

Con todo esto y muy buena voluntad, nos pusimos en diálogo desde el principio con los responsables de la Oficina del Peregrino y de Acogida Cristiana por indicación de Don Julián, arzobispo de Santiago y nos pusimos a disposición de la Oficina del Peregrino para poder empezar a soñar juntos y a colaborar con ellos en lo que necesitaran.

Mientras tanto a nivel jesuítico contamos con el apoyo de las tres instituciones implicadas directamente en ese momento (Colegio Mayor San Agustín, Residencia e Iglesia de los Jesuitas y Colegio San Francisco Javier) empezamos a diseñar un proyecto que pudiera asumir la Compañía de Jesús en Galicia como una obra apostólica nueva en la plataforma.

En poco tiempo, los colegios y grupos que normalmente ya venían a Santiago y que habían sido gentilmente acogidos años anteriores sin un programa coordinado, comenzaron a interesarse por la novedad que podía suponer Peregrinus. Al mismo tiempo otros que comenzaban a organizar caminos de Santiago se interesaron también. Y nos pusimos manos a la obra.

Desde el primer momento, viendo el volumen de grupos que se presumía íbamos a recibir en verano, y en coordinación con la Pastoral Universitaria de la Provincia, actual Área Mag+s, decidimos proponer unos campos de trabajo quincenales para universitarios. Y así nació el proyecto Apertas, que es el campo de trabajo de voluntarios universitarios que sostiene y realiza la acogida ignaciana que con cuidado y profundidad damos en Peregrinus.

Y entonces,… ¿Peregrinus y Apertas son lo mismo? Sí y no. Peregrinus es el programa de Acogida, y Apertas son los Voluntarios que realizan la labor de acogida en el Programa Peregrinus. Estos voluntarios durante quince días, realizan su voluntariado desde tres dimensiones: una de servicio a los peregrinos que alojamos en nuestras instalaciones y también en el servicio de voluntariado que realizamos en la Oficina del Peregrino y en la Catedral. Una segunda dimensión más espiritual y formativa, dándoles una formación en acogida y en espiritualidad Ignaciana y al mismo tiempo hay una experiencia profunda de oración personal y común, entre otras las dos oraciones que realizamos para los peregrinos. Y la tercera dimensión que tiene que ver con la vivencia de comunidad y de sentirse parte de un proyecto de Iglesia en todo lo que trabajamos con la diócesis y la oficina del Peregrino.

¿Qué ofrece Peregrinus?

Peregrinus, ofrece dos servicios principalmente: uno que tiene que ver con la dimensión práctica a la llegada a Santiago y otro con la dimensión espiritual.

En el ámbito práctico ofrecemos: facilitamos instalaciones, aulas, y habitaciones del colegio mayor para poder realizar unos días de retiro y oración a la llegada del camino. Así como facilitamos la gestión de la Compostela en la Oficina del Peregrino, y otros pequeños detalles como salir a recibir a los grupos a las puertas de la ciudad, acompañarles al Obradoiro, custodiar las mochilas mientras los grupos entran en la Catedral para dar el abrazo al Santo y para visitar la tumba del Apóstol,…

En el ámbito espiritual ofrecemos: un material con pautas para la oración personal y para poder compartir en grupo, incluso desde el año pasado ofrecemos también un material específico para revisar o hacer el proyecto de pareja; dos oraciones guiadas abiertas a toda la ciudad: una de estilo Taizé por la tarde en la Capilla de la Oficina del Peregrino y otra por la noche en la Iglesia de San Agustín en la línea del examen ignaciano del día; acompañamiento personal y grupal; un lugar tranquilo donde reposar y releer la experiencia vivida en el camino. En el caso de los colegios ofrecemos una gymkana de pruebas por la ciudad que ayudan a recoger la experiencia vivida, recalcando los valores presentes en el camino y conociendo un poco más la ciudad compostelana.

Hace dos años comenzamos también un precioso proyecto de camino en pareja o matrimonio con un material que ayude a futuros matrimonios a realizar su proyecto de vida o a matrimonios que ya estén formados y quieran revisarlo. Ya son varias parejas las que lo han probado con gusto y con fruto espiritual.

Así que ya sabéis, si estáis pensando hacer el camino: solos, en pareja, en grupo, no dudéis, preguntad y dejaos acoger a vuestra llegada con el abrazo de bienvenida más familiar que os ayude a no dejar nunca de ser peregrinos.

http://iperegrino2015.wixsite.com/peregrinus;

e-mail:iperegrino2015@gmail.com;

Twitter: @peregrinus;

Instagram: peregrinussj

VI CONGRESO ACC

VI CONGRESO ACC

La fundación Acogida Cristiana en los Caminos de Santiago ha presentado la VI edición del Congreso Internacional que celebra anualmente. En este año 2018 el encuentro se celebrará los días 8, 9 y 10 de Noviembre en Santiago de Compostela y lleva por título El Camino de Santiago: lugar de encuentro con la fe y la Historia jacobea. El congreso es abierto para todo el que quiera participar, debiendo inscribirse previamente mediante el formulario.

Programa del congreso

 

FICHA DE INSCRIPCIÓN

Punto de Acogida en el Monte do Gozo

Punto de Acogida en el Monte do Gozo

El Monte do Gozo es uno de los puntos más emblemáticos del Camino de Santiago, hasta allí suben  los peregrinos  que han transitado los caminos francés, primitivo y del norte y desde su cumbre divisan la silueta de las torres de la Catedral, donde está la tumba de Santiago meta de su peregrinación . El lugar adquiere un simbolismo especial al encontrarse en los últimos cinco kilómetros del camino, en el que la emoción, la alegría, en definitiva el gozo que da nombre al lugar, florecen en el espíritu de los peregrinos.

Desde este mes de Julio, voluntarios de nuestra fundación Acogida Cristiana en los Caminos, con especial participación de los jóvenes del programa Peregrinus de los Jesuítas, establecemos junto a la Capilla del Monte do Gozo un punto de información y acogida para los miles de peregrinos que a diario transitan por ese lugar. Padre Sergio García (S.J.) coordina a los voluntarios que también están dispuestos a la escucha y acompañamiento a los peregrinos en la oración de la capilla adyacente. Los peregrinos reciben en este punto un plano de la Ciudad de Santiago en el que se indica la ubicación del Centro Internacional de Acogida al Peregrino, se les ofrece el sello de la capilla, y se les proporciona un listado con el horario de Eucaristías y encuentros de oración en Santiago (en español y otros idiomas).

El Arzobispo de Santiago de Compostela, Monseñor Julián Barrio y el Deán de la Catedral, Don Segundo Pérez han visitado ese punto y los medios de comunicación se han hecho eco de esa presencia para inaugurarlo. El Arzobispo conversó con multitud de peregrinos que se acercaron durante la mañana al punto de acogida y también les proporcionó el sello. Así mismo, Don Julián Barrio, alentó a los voluntarios en esa tarea de «acoger a las personas con sencillez y hospitalidad».

Puedes descargar aquí el plano de la ciudad de Santiago y el horario de Eucaristías en español y otros idiomas.

Acogida para latinoamericanos en el Centro de Carretas

Acogida para latinoamericanos en el Centro de Carretas

El Centro de Acogida al Peregrino cuenta en sus instalaciones con asociaciones internacionales de voluntarios que diariamente llevan a cabo una atención y acompañamiento en distintas lenguas. Concretamente se ha venido ofreciendo esta acogida en inglés, francés, alemán y holandés. Este mes de junio de 2018 se incorpora un nuevo grupo de acogida especialmente dirigido a peregrinos de los países de habla hispana de Latinoamérica.

El grupo de acogida está formado por voluntarios que proceden de Argentina, que durante los meses de verano y hasta comienzos de Septiembre, estarán presentes en el Centro Internacional de Acogida al Peregrino de la Rúa Carretas nº 33. Este grupo viene acompañado por un sacerdote del mismo país.

La acogida a latinoamericanos que ahora comienza, tendrá lugar todos los días de la semana de 15.00h a 19.00h en la planta primera del Centro de Acogida. Dentro de ese horario, se celebrará la Santa Misa en español diariamente a las 18:30h en la misma Capilla del centro de Carretas.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies